@ELN_Paz

E-mail

Soporte

Cartas & Saludos

Escrito por Comandante Pablo Beltrán

 

 

La Habana, julio 28 de 2018

 

 

Conferencia Episcopal de Colombia

Monseñor Óscar Urbina Ortega

Presidente de la Conferencia

 

En los próximos días concluiremos en La Habana el Sexto ciclo de conversaciones entre el Gobierno Nacional y el Ejército de Liberación Nacional; éste será también el último diálogo que realizaremos con delegados del Presidente Santos, después de 17 meses de instalada esta Mesa.

 

En este momento de cierre, queremos expresarle nuestro reconocimiento por el respaldo dado por la Conferencia que Usted preside, a través del Grupo de Obispos que ha estado acompañando estas conversaciones. Igualmente agradecemos las expresiones de respaldo y de apoyo dado al proceso de paz, por parte de altos prelados de la Iglesia Católica, como Monseñor Mateo Zuppi, Arzobispo de Bolonia, Italia.

 

En el ELN mantenemos plena disponibilidad para proseguir estas conversaciones en la búsqueda de una solución política del conflicto interno, que nos aproxime hacia la paz, contando con la participación de la sociedad en este esfuerzo; tal como está estipulado en el Punto Uno de la Agenda de diálogo. Como ya lo hemos expresado públicamente, hoy lo reiteramos ante Ustedes: este 7 de agosto, continuaremos en esta Mesa a la espera de los delegados del gobierno del Presidente Duque

 

Le informamos que en el cierre de este Sexto ciclo, seguimos trabajando por el logro de un acuerdo para pactar un nuevo cese al fuego bilateral, temporal y de carácter nacional. Y a propósito, les reiteramos la solicitud que les hemos hecho conjuntamente con el gobierno, de participar nuevamente en el Mecanismo de Veeduría y Verificación necesario para este nuevo cese. Valoramos positivamente, al igual que la ONU y otras voces, la presencia de la iglesia en el Mecanismo de Verificación establecido para el cese, que cumplimos entre el primero de octubre del 2017 y el 9 de enero del 2018.

 

Uno de los puntos que estamos incluyendo en este nuevo cese, tiene que ver con que el Estado asuma compromisos decididos, para neutralizar el continuado y creciente asesinato de líderes sociales, hecho que de por si contraría un clima de paz y desdice de los propósitos de sacar la violencia de la política.

 

Por último, les expresamos nuestro respaldo a los esfuerzos que por la vida, la verdad y la reconciliación realizan desde la Iglesia y a la Semana por la paz que convoca la Conferencia Episcopal de Colombia.

 

 

 

 

Pablo Beltrán

Delegación de Diálogos

Ejército de Liberación Nacional

Categoría: